cuántos contratos temporales pueden sucederse con el mismo empresario en la misma empresa

Los trabajos ocasionales son cada vez son más frecuentes en nuestro país, actualmente se firman una gran cantidad de contratos basuras que dejan desamparados a los empleados.

Actualmente el contrato indefinido se presenta como un sueño que parece inalcanzable para la mayoría de los trabajadores, por eso es necesario que conozcas bien todos tus derechos y obligaciones. Así como saber cuál es la frecuencia con la que te pueden renovar un contrato temporal y las condiciones de tu despido.

La principal diferencia entre un contrato indefinido y un contrato laboral es el tiempo. El contrato indefinido suele finalizar por decisión unilateral del empresario que se efectiviza a través de un despido laboral. El empleado puede decidir acabar con la relación laboral a través de una baja voluntaria o por motivo de una jubilación.

Los contratos temporales se realizan para cubrir un servicio determinado, en un periodo de tiempo específico. Normalmente no suele existir un despido, sino que la relación laboral finaliza al término del contrato, aunque existe la posibilidad de renovación en algún supuesto. Bajo esta categoría encontramos tres tipos de contratos: Por obra y servicio, eventual y por interinidad.

Para que un empresario pueda realizar un contrato temporal o renovarlo tiene que existir una causa que hable la realización del mismo. En el caso del contrato por obra y servicio la relación laboral se prolongará hasta que el trabajo puntual sea finalizado.

Los contratos eventuales tendrán una duración máxima de seis meses con posibilidad de renovación si ambas partes están de acuerdo. De cualquier forma los convenios de cada colectivo pueden especificar una duración determinada.

Los contratos de interinidad se pueden realizar para sustituir a un trabajador que se haya dado de baja, la relación laboral se prolongará hasta la incorporación del trabajador sustituido.

Si no se cumplen la normativa

Cuando un empresario realiza un despido improcedente o un contrato laboral que no se ajuste a la normativa, el empleado puede denunciar este hecho. Puede reclamar sus derechos ante los tribunales.

Si necesitas ayuda con tus contratos laborales, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. En Nuño Jiménez Asesores pondremos un equipo de profesionales a tu disposición para que te informen de todos tus derechos y obligaciones. Llámanos sin ningún compromiso.

© 2018 - Nuño Asesores

Desarrollado por Innovo Comunicación