nuño asesores

Una de las decisiones que debes tomar para darte de alta como autónomo es la forma de tributación. Esto no incluirá en tu manera de trabajar o desempeñar la actividad a la que te vayas a dedicar, pero si en la forma en la que tendrás que tributar las ganancias obtenidas.

Las opciones que tiene un autónomo para declarar su actividad son dos, cada modelo tiene sus ventajas e inconvenientes, pero se deben cumplir una serie de requisitos para poder registrarse de una forma u otra. Los dos modelos de tributación son:

– Régimen de estimación directa, es el modelo más habitual y simplificado para llevar a cabo tus deberes con Hacienda.
– Método de estimación objetiva, o por módulos.
Actividades incluidas en el régimen de estimación objetiva
– Todas las actividades incluidas en hostelería como restaurantes, bares, cafeterías, pensiones y hostales.
– Las empresas dedicadas al sector ganadero, agrícola y pesca.
– Las actividades relacionadas con el transporte de pasajeros y mercancías. Entre ellos se incluye a los taxistas a las empresas de transporte por carretera y servicio de mudanzas.
– Otros servicios como peluquerías, salones de belleza, autoescuelas, tintorerías y copisterías.
– Empresas relacionadas con el comercio minorista como los quioscos y talleres de reparación de vehículos.
– La industria panificadora como fábricas de pan, dulces y masas frías.
– Todas las empresas del sector de la construcción como albañilería, carpintería, cerrajería, fontanería o pintura.

En Nuño Jiménez Asesores sabemos lo complicado que es ser autónomo, por eso contamos con un equipo multidisciplinar capacitado para ayudarte a gestionar tu empresa y conseguir obtener los mejores resultados.

Llámanos al 925 04 12 62 y te informaremos sin ningún compromiso. ¡Te esperamos!

© 2017 - Nuño Asesores

Desarrollado por Innovo Comunicación